lunes, 25 de noviembre de 2013

Desafío 30 días - Días 19, 20, 21, 22, 23, 24 y 25

Saludos mundo silencioso,

¿Creíais que habíamos desaparecido? 

No, simplemente intentamos evitar la sobresaturación de entradas que pueden sobrecargar los feedes de noticias.
Sin más preámbulos vamos al tema que nos ocupaba de este desafío, preparaos que puede ser un poco largo.

Día 19 - ¿A qué juego que no has dirigido y te gustaría dirigir?

Me gustaría dirigir una mega campaña de tachán, tachán, ARS Magica, si como lo oís, siempre he querido organizar una campaña en la que los magos rigen una alianza desde sus comienzos en la fundación y la intenten llevar a la consecución de las metas que se propisieran, con la salvedad que sería el consejo que la regula quienes dictaminasen las aventuras, 'necesitamos algunas fuentes de VIS, el noble de tal o cual no para de hostigar a los aldeanos' 


Pero claro, los magos no son quienes van a las aventuras, sino los Companions y los Grogs, con lo que al hacer la Alianza cada jugador debería crear un Mago, Dos Compañeros y 4 o 5 Grogs, no sigo que sino desgrano aquí mis ideas demasiado.


Día 20 - ¿Que personaje te gustaría llevar?

Siempre quise llevar dos tipos de personaje diferentes y parecidos entre sí, el primero de ellos era un pícaro, pero no un cortabolsas saqueador de compañeros, a fin de cuentas ellos hacen de escudo en las situaciones complicadas, este personaje ya pude llevarlo no hace demasiado jugando una sesión de la pathfinder Society.



Así una vez descartado el pícaro, sólo me queda poder llevar un Bardo, que no los considero clase mágica, sino esos granujas caraduras que lo mismo actúan en los salones de un señor feudal que al día siguiente actúan en la cantina de un mal puerto para pagarse unas cervezas mientras la hija del dueño del local le calienta las mantas, alguien capaz de valerse por sí mismo pero sin ser un Ariete.



Día 21 - ¿Qué personaje te gustaría que llevase un amigo tuyo?

Noo es difícil, no puedo declarar, un guerrero, un ladrón o alguna clase, sólo puedo indicar algún personaje que se complementase con el Bardo o el pícaro, no tanto a nivel de habilidades sino a nivel de complementarse cual cómplices en las correrías de ambos.

Día 22 - ¿cuales han sido las mayores guarradas que has comido en una sesión?

No puedo decir una guarrada concreta, ganchitos, patatas fritas, perritos calientes y gominolas han sido siempre cosa común en nuestras sesiones, pero si algo no me ha faltado nunca ha sido siempre.UNA PAÑMERA DE CHOCOLATE RELLENA, si como lo oís, mientras todo el mundo se atiborraba de derivados del petróleo siempre me ha gustado comerme una palmera en las sesiones, lo acabe convirtiendo en un hábito, nada saludable, pero un hábito a fin de cuentas.



Día 23 - ¿Qué sesión ha sido la que más ha durado?

Quizá una sesión de La llamada de Cthulhu, me acuerdo que empezamos a cosa de las 9 de la mañana y se fue alargando mientras buscábamos pistas de un lado a otro de Manhattan, total que pedimos comida China y allí seguimos dándole vueltas a la cosa que apuntaba a una banda mafiosa, a cosa de las 22 horas! comimos unos sándwiches porque andábamos metidos en medio de una refriega y cuando quisimos darnos cuenta pues nos echaban del garito y eran las 2 de la madrugada, si fue una sesión larga pero que recuerdo no se nos hizo pesada.

Día 24 - ¿Cuál ha sido la sesión que menos ha durado?

Si bien la anterior fue muy larga hasta para el canon de veinteañeros roleros sin prisas, la sesión más corta en que he participado ha sido sin duda a Hombre lobo.



Si como lo oís a Hombre lobo El Apocalipsis, la idea era que se había extraviado un poderoso fetiche y había acabado como arte Indígena en un reputado museo de Washington, así que no cortos ni perezosos allí que fuimos, una vez se iba acercando la hora de cierre del museo decidimos pasar a la Umbra, el director, no habiendo contemplado esta opción nos prohibió caminar de lado en ninguna parte del recinto, sin siquiera poder intentarlo decidimos que no tenía sentido y nos levantamos de la mesa marchandonos, para jugar un Dungeon juego a D&D no a hombre lobo. 

Tiempo invertido en la sesión, 15 minutos, fue todo un récord para nosotros, pero no el único.

Día 25 - ¿Cuál es el sitio más raro donde has jugado?

Pues la verdad es que he jugado en varios sitios a cada cual más variopinto, desde garajes, interior de coches mientras íbamos a algún lugar, ventas en ruinas en lo alto del monte, un Castro celta, pero sin duda entre todos ellos el más incómodo de todos ellos, Los Camarotes.



Esos minúsculos huecos en las últimas plantas robados a las obras de los edificios, con alumbrados de mala muerte y hacinados hasta 7 jugadores apoyando sobre las carpetas donde llevábamos nuestros personajes, haciendo verdaderas obras de contorsionismo si un dado o un Bolígrafo se caía al suelo, contando que lo encontrases.

Nos vemos.